Emprendedores somos todos / / / All We Are Entrepreneurs

¿Estas listo para volar? / Are you ready to fly?

¿Estas listo para volar? / Are you ready to fly?

(For English version, see below)

Esta mañana pasaron dos cosas que me dejaron pensando: terminé de ver la película “En busca de la felicidad” (The Pursuit of Happyness), que hace tiempo me habían recomendado, y conversé con una amiga muy querida que está estudiando en el extranjero.
La película me confirmó una vez más que todos somos emprendedores y que podemos lograr aquello que nos proponemos. La conversación con mi amiga, me di cuenta más tarde, me llevó también a una reflexión que aparece en la película: somos muy sensibles a lo que otros nos dicen; muchas veces creemos que no somos capaces de algo o que sólo hay un camino para lograrlo, porque eso es lo que nos han dicho toda la vida.
Con mi amiga, hablábamos de cómo la gente piensa que para hacer cambios importantes en el país, hay que entrar en política, pero eso desmotiva a quienes sienten asco por la politiquería tradicional de nuestros países latinoamericanos. Concluimos que no, que los grandes cambios no vienen de políticos, y más importante aún, concluimos que no conviene creernos lo que nos dicen, sin antes preguntarnos a nosotros mismos ¿esto será verdad o es un error repetido tantas veces que hasta parece cierto?
La película no es exactamente una historia real, pero está inspirada en el camino que debió seguir Chris Gardner para pasar de no tener un techo donde dormir con su hijo a convertirse en un millonario. En la película pareciera que sólo le tomó seis meses, en realidad, el hombre estuvo sin techo por el doble de ese tiempo, y hacerse millonario le tomó algunos años. La historia real de Gardner es quizás más inspiradora que la película, más dura y más cruda, pero claro, la película es muy recomendable y toma menos tiempo verla que leer el libro autobiográfico del mismo nombre.
Leyendo un poco más sobre Gardner, encontré que quien hizo la diferencia en su vida fue su madre, quien siempre le dijo “tú puedes ser o hacer cualquier cosa que te propongas”. Según Gardner, ella nunca dijo “tú puedes hacerlo todo o lo tendrás todo” y esta es una diferencia muy importante: pasamos la vida eligiendo entre opciones, pero si hay algo que realmente deseamos, tenemos la capacidad de conseguirlo.
En mi experiencia, he identificado tres pasos básicos para alcanzar el éxito:
1) Definir qué queremos. Parece fácil, pero establecer nuestras metas es la parte más difícil. Muchas veces nos dejamos llevar por lo que otros consideran que es el éxito; hacerse millonario, por ejemplo. Tener un Ferrari, es algo que Chris Gardner deseaba, y quizás a mí me gustaría manejar uno, pero en una pista de carreras, y eso puedo hacerlo en algunos países pagando alrededor de 500 dólares por un ratito. O sea, yo no veo la necesidad de tener un Ferrari. Perseguir las metas que otros nos dicen que debemos perseguir es una mala idea. Usualmente, nos quedamos en el camino, nos entretenemos cortando florecillas, porque en realidad nunca nos importó si llegábamos o no a aquel sitio que otros nos dijeron que sería la felicidad.
2) Pensar qué necesitamos para llegar a donde queremos. Las cosas no llegan solas, no se trata de sentarse a soñar o a esperar que del cielo nos caiga una oportunidad; hay que informarse. Chris, por ejemplo, le pregunta al dueño de un Ferrari qué hacía y cómo lo hacía. Si queremos ser gerente de una empresa, tenemos que estudiar algunas cosas, observar a los gerentes, tratar de aprender qué hicieron para llegar ahí y, muy importante, entender cuáles fueron los sacrificios que tuvieron que hacer, porque nada es gratis, cuando uno elige un camino, muchas veces tiene que dejar de lado cosas valiosas. Muchas mujeres profesionalmente exitosas tuvieron que sacrificar tiempo con sus hijos ¿Vale la pena? Eso sólo pueden responderlo quienes lo hicieron y quienes piensan antes de hacerlo.
3) Perseverancia y flexibilidad. Tanto cae la gota sobre la piedra, que termina perforándola, dice el refrán. Es cierto que las cosas no se dan siempre a la primera, y también es cierto que no a todos lados se puede llegar por un camino recto. De hecho, creo que nunca vi una carretera recta que llegara a la cima de una montaña. En mi caso, la primera vez que hice una maestría en el extranjero, no estaba realmente interesada en lo que estudié, hubiese preferido algo relacionado con antropología, pero en ese momento no tenía medios para pagarlo y tampoco era lo más importante, lo que realmente quería era tener una oportunidad de crecimiento profesional y la experiencia de vivir en Europa. Eso lo conseguí estudiando Periodismo Multimedia en España, becada por la Fundación Carolina ¡Fue increíble!
Hoy en día, algunos de mis amigos dicen que logro siempre lo que quiero; no es así, sólo logro aquello por lo que me esfuerzo y, de hecho, si no me esfuerzo lo suficiente, sólo llego cerca de lo que quería… pero eso es mejor que quedarme sentada soñando con algo.
Por cierto, para esos que están pensando en sus metas ahora mismo, deben tomar en cuenta que para Chris Gardner lo más importante no era tener el Ferrari, era ser un buen padre y proteger a sus hijos. Vale la pena leer más sobre él.
/ / /
ENGLISH VERSION
This morning, two things has happened that made me think about entrepreneurship: I watch the movie “The Pursuit of Happyness” and I chat with a close friend who is studying abroad.
For me, the movie confirmed that all we are entrepreneurs and can achieve whatever we set as a goal. Be careful, as Chris Gardner’s mother, I’m not saying that we can achieve everything or that all the fruits are ready to be picket by us. Is just that we can reach our goals, if we work for that and if we are ready to do the sacrifices it would require.
In the other hand, my friend made me realise something that is also in the movie: we are very sensitive to the things other people says. Many times we think that we can’t do something, just because other people said that, or we think inside the box, because other people said “that is the way”.
We were talking about the thinking of many people, who believe the only way to change a country is to get into politics, but most are not interested in the dirty world of Latin-American parties (I refer to Latin-American just because I don’t have enough knowledge about other regions). At the end, we concluded that real changes haven’t been done by politics and, most important, we better don’t believe what other people said without asking before to ourselves “is it true or is just a mistake repeated so many times that itseems like a true?”.
“The Pursuit of Happyness” is not a real story, but is inspired by the road Chris Gardner had to walk to go from a homeless single father of a young boy to a millionaire. In the movie it looks like he spend six months as a homeless. In real life, it was a whole year, and some other years until he made his fortune.
The real story is probably tougher than the movie and also more inspiring, although the movie is good and it takes less time to watch it than to read de autobiographical book with the same title.
Reading a bit more about Gardner’s life, I found that who did the difference in his life was his mother, who told him “you can do or be anything you dream to”. According to Gardner, she never told “you can get everything, or you’ll have everything” and that’s a huge difference. We spend the life choosing between options, but we can choose what really take us to our goal and let behind what is no helping.
My experience may not be as rich as Gardner’s, but I found that there’s, at least, three basic steps to reach our goals:
1) Define what we want. It sounds simple, but is the most difficult of the three steps. Many times we flow with the mainstream and set as goals the things other people define as success, for example: being a millionaire. For Chris Gardner, owning a Ferrari, was a goal. Maybe I’d love to drive one, but in a racing track, and for that I don’t need to own the car, in some countries you can do it for a while, paying around $500. What I mean is the pursuit of other people goals is a bad idea, usually we get lost on the way, we stay around looking for butterflies just because we really don’t care if we get to the destination other people consider as success or happiness.
2) Think about how to reach our goal. Gardner’s mother also use to say “You can only depend on yourself. The cavalry ain’t coming”. That’s true, if you want something you’ll have to work for it and you better get informed, you have to study, if necessary. Gardner, for example, ask a guy who owned a Ferrari: What do you do? and how do you do that? Another example: if you want to be a general manager, you have to prepare yourself and identify what other managers did to get there, especially which sacrifices did they do. Many successful profesional women had to sacrifice a lot of time with their kids. Is it worth it? Only those who did it or think before doing it can answer.
3) Perseverance and flexibility. Not always you score in the first try and not all the destinations can be reached through a straight path; actually, I never saw a straight road that reach the top of a mountain. The first time I went for a master degree I wasn’t really interested in the subject, I would prefer to go for something related to anthropology, but in that moment I didn’t have the money to paid for it and the subject was not the most important think, what I wanted was an opportunity to professional development and the experience of living in Europe. I got an scholarship form Fundación Carolina and studied Multimedia Journalism in Spain. That was great!
Today, some of my friends say I always get what I want. That’s not strictly true, I just get what I work for and if I don’t work enough, I only get close to what I wanted… of course, that’s better than just sit and dream on fairy tales.
By the way, for those who are setting their goals right now, I want you to know that for Chris Gardner, the most important think wasn’t to have a Ferrari, it was to be a great father and to take care of his children. It worth to read more about him.
Advertisements

One thought on “Emprendedores somos todos / / / All We Are Entrepreneurs

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s